¿Porque Lance ligero?

¿Porque Lance Ligero?

Lance Ligero define en castellano a la modalidad de pesca que mas practíco, muchos la conocen como spinning pero lance ligero me suena mas cercano y familiar.

Si quieres saber mas de esta técnica puedes leer AQUI

¿Para que Lance Ligero?

¿Para que Lance Ligero?

Desde Lance Ligero no pretendo enseñar a pescar, ni a hacer señuelos, ni nada, solo apuntar vivencias, opiniones y algún pensamiento de la actualidad, poner fotos de mis jornadas de pesca con amigos, y de los engaños para pescar que fabrico en mis ratos de ocio......Continuar leyendo

Amigos de Lance Ligero

jueves, febrero 28, 2013

Pesca de Cefalopodos, II Parte (Equipos y Técnicas)

Aqui les dejo la segunda parte del tutorial del compañero Curro del blog DOS40 para la pesca de cefalopodos. La primera parte para quien no la haya leido esta AQUI

EL SEÑUELO

Les llamamos pajaritos, jibioneras, egis... pero la verdad es que se parecen bastante a una gamba.


Los señuelos tradicionales para la pesca de los cefalópodos imitan a una gamba o a un pez presa y se fabrican hundidos y armados con coronas de púas o alfileres, sin muerte. Los pajaritos que usaremos en el eging tendrán el plomo incorporado y podrán ser lanzados sin ningún tipo de plomado adicional en la linea.
Según sus dimensiones tienen una numeración, generalmente visible en el plomo.



Espero dedicar una entrada a algunas de la variaciones en el diseño de este, en principio, tan simple artificial. Hagamos ahora un pequeño apunte de lo que puede interesarnos saber para empezar a pescar.
Además del tamaño y el peso, cada egi tiene una velocidad de hundimiento particular. Esta es una información que debería ofrecer el fabricante y que es interesante tener en cuenta. Para zonas con poco calado o si queremos hacer nadar nuestro artificial cerca de la superficie, necesitaremos egis con un hundimiento lento. Si pescamos en zonas profundas o queremos hacer una pesca más activa, nos irá bien un egi que profundice más rapidamente.
La mayoría de modelos vienen vestidos con una camisa de tela y pueden también activarse con la luz, bien en todo el cuerpo o en ojos y cola, produciendo una luminiscencia que puede venirnos bien si pescamos de noche o con cambios de luz.
Las coronas de púas o alfileres serán nuestros anzuelos para esta técnica. Interesa que estén bien afiladas, que sean finas y firmes y mejor dos hileras que una sola. Si son dos, será interesante que estén montadas con una cierta rotación entre ellas, para alternar las púas, mejorando la clavada y evitando desgarros.

A partir de estos elementos básicos podemos complicarnos todo lo que queramos al elegir nuestros egis, porque el mercado de estos artificiales es cada vez mayor y las variaciones en color, revestimiento, materiales, plomados y diseño son muchas y vendrán más. Pero pescaréis calamares con señuelos sin tela, ni luminiscencias, ni holografías estupendas. Para empezar, no nos compliquemos: un pequeño surtido de tamaños, colores y velocidades de profundización nos bastarán para hacer un eging eficaz. 
Sí habrá que pedirle a nuestro egi, sofisticado o simple, que tenga un buen equilibrado. 
Consideraremos que un egi está bien equilibrado si, una vez sumergido y sujetándolo con el hilo, se mantiene suspendido en posición horizontal o con las coronas ligeramente levantadas.

Egi  bien equilibrado, con natación horizontal.


Egi bien equilibrado, con las coronas ligeramente elevadas.
Una navegación equilibrada ofrece una posición del señuelo que parece invitar al ataque del cefalópodo. Por el contrario, un egi que navegue con las coronas por debajo de la línea de la cabeza, hará recelar más al calamar y hay más posibilidades de tener rechazos y persecuciones sin ataque.

Egi mal equilibrado: las coronas flotan por debajo de la cabeza.
No está de más, por tanto, que al estrenar un señuelo comprobemos su correcto equilibrado. Cualquier mínimo defecto de fabricación en el plomado puede cambiar los equilibrios entre señuelos aparentemente idénticos de una misma marca. 
Para que el señuelo navegue correctamente habrá que estar atentos, también, a que las coronas estén libres de algas o cualquier resto que puede hacer que pesen más y que el pajarito pierda su posición mientras lo dejamos profundizar.


 CÓMO TRABAJAMOS EL EGI


Si después de haber lanzado, dejamos al pajarito profundizar con la línea libre, sin cerrar el asa, el artificial se irá hundiendo en una caída vertical, a plomo, con más o menos velocidad según su peso y diseño.



En este momento la posición del egi, con la cabeza en picado y las coronas bien levantadas, es ya atractiva para el cefalópodo y podemos recibir más de un ataque. Pero el hilo estará destensado y será difícil percibir la picada. Habrá que estar atento a cualquier cambio en la velocidad de salida del hilo en la bovina, como hacemos cuando esperamos ataques en la caída, por ejemplo, de un jig.
Cuando, después de esta primera fase de hundimiento libre, cerramos el asa y el hilo se tensa para sostener el señuelo, el egi quedará en su posición ideal de navegación: la cabeza moderará su descenso y las coronas se colocarán en la posición que hemos buscado cuando comprobábamos el correcto equilibrado. En esta posición el señuelo ofrece su mejor escorzo para el ataque del cefalópodo.
Si ahora empezamos a recoger línea con la manivela, el egi avanzará hacia nosotros en trayectoria más o menos horizontal y rectilínea, según sea la velocidad de recogida y del hundimiento del artificial.


 
Pero en el eging vamos a buscar otro recorrido del señuelo:
Si, una vez hemos cerrado el asa y el señuelo ha estabilizado su posición, no recogemos hilo y dejamos que el egi siga hundiéndose sostenido por la línea, la trayectoria del artificial será un arco de circunferencia cuyo centro está en el puntero de nuestra caña.




Durante el recorrido de este arco, el egi irá descendiendo lentamente y acercándose a nosotros en su posición ideal de navegación. El hilo estará en esos momentos sosteniendo el descenso del artificial y mantendrá la tensión necesaria para que notemos cualquier ataque.
El recorrido de este arco será interrumpido cuando animemos nuestro egi. Los tirones y vueltas de manivela harán que el señuelo ascienda con quiebros y zigzagueos. Cuando volvamos, después de los jerks, a dejar al egi profundizar otra vez sin recoger hilo, nuestro señuelo iniciará un nuevo arco de descenso y estará dispuesto a recibir el ataque en la posición correcta de cuerpo y coronas. Esta es, básicamente, la dinámica de trabajo con el señuelo en el eging: descensos libres; arcos de descenso cuando sostenemos el artificial sin mover manivela ni ceder hilo; jerks; arcos de descenso; jerks...



Con esta animación conseguimos cubrir amplias capas de agua y mantener al señuelo el máximo tiempo posible en el agua. Iremos prospectando las cercanías del fondo, las aguas medias y las más superficiales hasta encontrar la profundidad en la que tenemos actividad. Este es un recorrido pensado para la pesca del calamar, bastante más pelágico que pulpos y sepias. Para estos últimos, el trabajo del egi será más bentónico, con alguna recogida lineal para navegar horizontalmente muy cerca del fondo e, incluso, con alguna parada en el suelo si la zona es segura, sin mucho peligro de enganche con algas o roca.


EL JERKING 

Cuando nos empezaron a llegar noticias de esta forma de pescar cefalópodos en Japón, se decía que esa manera tan exagerada de mover el señuelo asustaría a nuestros calamares. Que los calamares japoneses eran más agresivos. Nuestros calamares ya se pescaban bien con recogidas lentas y una animación más suave.
Si esta manera más dinámica de mover el egi sólo podía servir para los calamares japoneses, la pregunta inmediata debía ser esta: ¿Se mueven las presas de los calamares japoneses de manera diferente a como se mueven las presas de los calamares de por aquí? Dicho de otra manera: ¿Son, por ejemplo, nuestras gambas más lentas, más tranquilas, cuando andan los calamares occidentales a la caza? ¿Es nuestro Loligo vulgaris menos agresivo que el calamar oriental?


La verdad es que los calamares, japoneses o paisanos, son animales muy agresivos, rápidos y voraces. Están, aquí y allá, diseñados para cazar, para perseguir velozmente a sus presas y atacar con precisión y eficacia cualquier cosa que pueda comerse. Así es que no tengamos miedo: nuestros calamares no se van a asustar con un movimiento agresivo del egi. Es más, cuanto más intenso es el movimiento de nuestro artificial, más agresiva es la respuesta del cefalópodo. Más llama a su instinto, inequívocamente predador.
Los tirones en el eging funcionan de la misma manera que funcionan en el movimiento de cualquier señuelo: animan, dan un alma al artificial, lo hacen parecer vivo, asustado, herido o desorientado. Los jerks en el eging, llaman, atraen y fijan la atención del cefalópodo. Excitan al calamar y desencadenan sus respuestas predadoras. Aunque, en general, el calamar esperará a que la presa parezca agotada o rendida (la navegación en el arco, justo después del jerkeo) no será raro que ataque justo en el momento de mayor intensidad de los tirones, en pleno ascenso vertiginoso o entre quiebro y quiebro.
Así es que no tengamos dudas a la hora de animar nuestra gamba con toda la intensidad que queramos y con toda la variedad de movimientos, paradas y quiebros que estos artificiales pueden ofrecer y que una presa típica puede desarrollar cuando se siente amenazada.


Los egis pueden tener un movimiento complejo y espectacular. Son rápidos y secos en los tirones, casi suspendidos en las paradas (sobre todo los egis con hundimiento lento) Y tienen un WTD sumergido fácil y amplio. Jerks verticales provocarán un zig-zag ascendente, más o menos amplio según los tirones sean largos o cortos. Con la caña en posición lateral y tirones paralelos a la superficie, el egi hará un zigzagueo horizontal, sin variar la profundidad. Entre tirón y tirón dejaremos destensar ligeramente la línea, como hacemos con jigs o vinilos, para permitir al artificial avanzar lateralmente, de lado a lado.
Las variaciones son muchas y el ritmo y la alternancia de velocidades y amplitudes de los jerks pueden combinarse y personalizarse de mil maneras. En la red podréis ver muchos ejemplos de cómo se viene haciendo en Japón y cómo se empieza a hacer por nuestras aguas. No creo que hagan falta coreografías exageradas, pero estará bien que nos paremos a ensayar variaciones del movimiento del egi, para tratarlo como a cualquier artificial de los que usamos en el spinning, buscando cómo convertirlo en algo vivo.
Al final, la intensidad y ritmo de toda esta sucesión de tirones y descensos dependerá, como en cualquier pesca con señuelos, de la actividad del momento, de lo aburridos que estemos...o del frío de la noche.



En la próxima entrada vemos cómo clavamos y nos traemos al cefalópodo.


Que tal he????, me ha comentado Curro que la tercera parte esta en el horno y calentita.


Hasta la proxima.............

martes, febrero 26, 2013

Shakespeare Ugly Stick

Hace  tiempo me hice con esta caña, se le compre a un buen amigo que renovaba equipo, es una 2,40 mts. y acción 20-100, buscando otra informacion he visto este vídeo de promocion muy gracioso y un tanto exagerado,  pero que no esta muy alejado de la realidad, en verdad es muy flexible.
La cuestión es que estoy muy feliz con ella es superliviana y realmente muy polivalente, te permite manejar  bien desde un paseante como el Sammy  de pocos gramos hasta lanzar por ejemplo popeers o jigs de mas de50 grs sin ningún problema.
La uso exclusivamente en pesca embarcado porque su largo es ideal ya he peleado sin ningún problemas un tallahams de casi 90cm, y viendo la reserva de potencia estoy seguro que no dará ningún problema con piezas mayores como algún palometón entrado en kilos.
Material:          Grafito
Portacarretes:   FUJI 
Anillas:              FUJI Sic tri pata con buena salida de hilo para grandes carretes, en total 6
Peso:                  240 gramos


 Hasta la próxima.......

jueves, febrero 21, 2013

Pesca de Cefalopodos, I Parte (Equipos y Técnicas)

Hace tiempo empezo a participar en Lance Ligero el compañero Curro, pescador de Ibiza, a partir de alli descubri su blog DOS40 , en él publico un excelente trabajo dividido en dos partes o capítulos sobre la pesca de los cefalopodos con señuelos artificiales, hasta ahora no había leído un trabajo tan completo que hable de técnicas y equipos de forma pormenorizada y amena, disfrute de su lectura y me vino muy bien para ampliar mis escasisimos conocimientos en esta materia por lo que me parecio una buena idea compartirlo aqui, asi que tome la desicion de ponerme en contacto con el y pedirselo, a lo que sin el menor titubeo me dio su concentimiento para compartirlo con todos ustedes. Desde ya que estoy sumamente agradecido de que me permita enriquecer este blog con su trabajo. Gracias Curro

TUTORIAL EGING (1)



Esta es la primera de una serie de entradas dedicadas al eging, la pesca de cefalópodos desde costa con señuelos artificiales. Es una técnica relativamente nueva para mí y creo que para muchos de nosotros. Pero, con todo, este será el quinto invierno que dedico enteramente a esta manera de pescar venida de Japón. Voy a intentar traer aquí lo que he podido aprender en este tiempo, esperando sirva de ayuda a aquellos que quieran empezar. Espero que pueda interesaros y agradeceré a quienes ya la practican todas las correcciones y comentarios que puedan aportar.
¿Empezamos con el equipo?



EQUIPO

Si hacéis spinning y queréis probar esta modalidad de pesca quizás podáis aprovechar los equipos que tenéis antes de buscar algo más especializado.
Podréis haceros una idea de cómo usar esta técnica con una caña de 2'10 a 2'70 y un CW de 5-20, 10-30g. Con cañas más duras no lanzaréis con toda la eficacia necesaria señuelos como los pajaritos, que pesan entorno a los 5-22g. Cañas más rígidas tendrán también más posibilidades de desgarrar o cercenar los delicados tentáculos de los cefalópodos.
Un carrete liviano en tamaño 2000 o 3000 será suficiente, cargado con 150m de trenzado de 5 a 10 lb. Bajo de fluorocarbono o nylon del 0'20 al 0'30. Con este equipo de spinning y unos cuantos pajaritos ya podéis obtener buenos resultados y buenas sensaciones.
Si la modalidad os convence, podemos buscar equipos más especializados. Veamos:

LA CAÑA

Las cañas que se usan específicamente para el eging tienen una acción rápida o moderada- rápida. Elegir una u otra acción es algo que tiene mucho que ver con el gusto del pescador y aquí no encontraremos mucha diferencia con el spinning. En líneas generales, y si no tenéis muy claro qué comportamiento os puede interesar, os diría que elijáis aquella acción que más os guste en el trabajo, por ejemplo, de los jerks de vinilo o los jigs de bucktail. Veremos más adelante que los movimientos con los que animamos el egi se parecen más a los jerks con los que movemos vinilos y jigs, que aquellos movimientos con los que trabajamos paseantes, o minnows. Por otra parte, en la recuperación del calamar o la sepia no vais a tener una pelea extraordinaria, ni complicada en tirones o fugas a la piedra, así es que también podéis pensar en la acción que más os divierta, sin preocuparos de si vais a perder más o menos calamares por trabajar de punta o con el tramo medio.


Sí es importante que nuestra caña, rápida o lenta, tenga una punta sensible. El calamar y la sepia atacan con decisión y velocidad, con un movimiento seco y vertiginoso de sus tentáculos más largos. Pero este ataque no viene seguido, como decimos, de grandes cabezazos, ni tirones y fugas violentas. Muchas veces el cefalópodo quedará abrazado al egi y empezará a querer morderlo allí mismo, sin más agitación. Un ataque así es fácilmente detectado por el pescador cuando se está moviendo el pajarito dando vuelta de manivela. Notaremos, sencillamente, que el señuelo se frena. Pero en el eging, la mayoría de los ataques se dan cuando estamos dejando al pajarito profundizar, después de unos cuantos jerks. En ese momento la manivela está quieta y al egi ya no lo traemos nosotros. La conexión del señuelo y la línea es, en esas condiciones, muy sutil. Si se ha perdido la tensión en el hilo, el calamar puede hacer su ataque sin que lo notemos. Un trenzado y leader finos, mantener el contacto con el artificial y, sobre todo, una puntera sensible, harán más evidente la picada. 
Así, buscamos cañas delicadas con los tentáculos, pero con cierto nervio para mover el señuelo y detectar la picada con claridad. Cañas livianas y con un buen blank, pensado específicamente para esta pesca, deberían ofrecernos esas prestaciones.
Los egis, los señuelos que usamos en esta técnica, tienen un número, atendiendo a sus dimensiones (2.0, 2.5, 3.0...). El CW de estos equipos viene expresado con el máximo y mínimo número de los egis que pueden lanzar y manejar. La traducción a gramos no es fácil ni inmediata porque, como veremos cuando hablemos de los señuelos, la numeración no se corresponde con un peso exacto. Pero podemos hacernos una idea aproximada atendiendo al peso medio del egi según su numeración:
                       
                                  EGI                    gramos
                     2.0                           6-10g
                     2.5                         10-15g
                     3.0                         16-20g
                     3.5                         20-25g
                     4.0                         25-30g
                     4.5                         30-35g                                                                                          
Así, por ejemplo, una caña de 2.5-3.5 puede equivaler a un CW de 5-28g.
En el mercado japonés también hacen su clasificación atendiendo a la potencia del blank y al tipo de eging que se puede practicar con los diferentes rangos de lanzado. Desde un eging Ligth, a un eging que podríamos llamar pesado. Aquí, una denominación típica de Daiwa:
                                  UL   1.5-2.5
                                     L   2.5-3.0
                                  MH  2.5-4.0
                                     H  2.5-4.5
La elección del tipo de caña, en este sentido, puede mantener los mismos criterios con los que elegimos una caña de spinning. Pensaremos en el tamaño de las piezas que esperamos encontrar y en las condiciones de nuestros pesqueros. Para cefalópodos pequeños y zonas poco complicadas, una caña de ligth eging nos hará optimizar la sensibilidad. Si esperamos calamares grandes y tenemos que subirlos a la piedra, o con oleaje y fuertes corrientes; o si los buscamos en zonas con buen calado, podríamos necesitar una caña algo más potente, MH o H.

Nos pasa también con el spinning: queremos disfrutar al máximo con las capturas no sobre-dimensionando el equipo, pero no queremos andar desvalidos si nos aparece un gran pez. En el eging deberíamos preocuparnos menos de si nos quedamos cortos con la potencia de la vara, porque es muy posible que el calamar más grande que vayamos a pescar nunca en nuestras aguas consigamos sacarlo con una caña de eging ligero. Así es que podemos elegir el rango de lanzado de nuestra caña atendiendo más a la comodidad de manejo o a las condiciones medias de nuestros mares y pesqueros. Excepto en el caso de grandes pulpos que se nos aferren a la piedra (difíciles de sacar incluso con equipos potentes), no nos vamos a encontrar con animales que pongan en riesgo nuestro equipo. Podemos afinar sin miedo buscando la caña más ligera que nuestros pesqueros nos permitan, para conseguir el máximo de sensibilidad y disfrute.
Una acción media, un poco todo-terreno, podría ser una 2.0-3.5. En este rango, si la caña tiene un mínimo de sensibilidad, podréis disfrutar de calamares de pequeño y mediano tamaño y podréis afrontar sin mayores dificultades la pesca de ejemplares de kilo, incluso traídos desde zonas bien profundas.
Al elegir la longitud de la vara tendremos también presentes las características de nuestras zonas de pesca y nuestras preferencias. Tened en cuenta, en cualquier caso, que en el eging la animación del pajarito es algo más activa y variada que nuestra tradicional recogida lenta con algún toque de puntera. Una caña muy larga nos cansará más y hará más incómodos los jerks, a veces muy rápidos y enérgicos, con los que movemos el señuelo. Un talón corto facilitará también la secuencia de movimientos.
Finalmente, para un mejor trabajo con diámetros de línea finos y para evitar enredos con las anillas mientras hacemos esta particular animación del egi, las cañas específicas suelen montarse con anillas Low Rider en el tramo final del blank y con punteros MNST. Algunos modelos incorporan también una anilla de salida invertida.



EL CARRETE 
El carrete para eging debería ser ligero y en un tamaño no superior a un 3000 de Shimano. La recuperación del calamar o la sepia es relativamente sencilla y no va a exigir al carrete un trabajo profundo. No vamos a necesitar un freno potente. No manejaremos señuelos muy pesados. Así es que estamos hablando de carretes para un spinning medio-ligero, sin demasiadas complicaciones.

Aunque no necesitemos un freno muy potente, sí es recomendable que nuestro carrete tenga un freno largo, fino en el ajuste y con poca inercia. Lo trataremos más a fondo en el capítulo dedicado a cómo pescamos al eging, pero hemos de saber que la regulación del freno en esta técnica es fundamental. Trabajaremos con taras mínimas, afinando más en gramos que en kilos, y necesitamos un carrete que responda con sutiliza a estos esfuerzos tan discretos. Buscamos, al final, un freno que reaccione a los sifonazos de un calamar de buen tamaño y que tenga la inercia justa para clavar al animal y dejarse correr antes de desgarrar tejidos.
El ratio no necesita ser muy alto y la recogida por vuelta de manivela tampoco necesita ser mucha. La animación del egi y la recuperación del cefalópodo se pueden hacer con solvencia con cualquier ratio al que estemos acostumbrados. En los carretes específicos para esta técnica los ratios oscilan entre los 5.0 y 5.2 con recogidas por vuelta de manivela de 70 a 78 cm.
Esto es sólo una preferencia personal: puestos a elegir, prefiero ratios más bajos. En esta técnica nada va a exigir al equipo, como hemos dicho, de esfuerzos extraordinarios. Pero creo que el mayor desgaste del carrete en el eging se debe a la particular animación del pajarito, a pesar de la ligereza de estos señuelos. Nuestros jerks serán a veces muy bruscos, con caídas y golpes secos con la linea destensada, con mucho tirón de manivela... Aunque el freno tan levemente tarado amortiguará cualquier exceso de tensión, el carrete agradecerá un buen anclaje del asa y guia-hilos y unos engranajes potentes. Esto es especialmente importante si se trabaja en grandes profundidades o con egis mayores. Así es que, como no es necesaria una gran velocidad de recogida, se agradecerán carretes con una buena tracción.
Cargaremos la bobina con un trenzado fino, del 0'06 al 0'10. Las razones por las que usaremos trenzado, en lugar de monofilamento, son las mismas por las que mayoritariamente preferimos usarlo en el spinning: menor calibre para la misma resistencia; nula elasticidad y, por lo tanto, mejor contacto y conexión con el artificial y la presa. Así es que será bueno que nuestro carrete sea capaz de bobinar ordenadamente la trenza y que tenga una buena salida de linea para conseguir lances largos y precisos.
Ciento cincuenta metros de trenzado serán suficientes: ningún calamar va a vaciarnos la bobina. De hecho, la mayoría de carretes específicos tienen bobinas de poca capacidad para mejorar peso y lance.

El bajo será de fluorocarbono o nylon poco visible. La ortodoxia aconseja siempre el uso del fluorocarbono, porque el calamar tiene un ojo prodigioso. Pero en esto también veremos, como en el spinning, que los nylons de última generación, con una invisibilidad muy cercana a los fluorocarbonos, pueden usarse sin miedo a que pesquemos menos. Sí es recomendable el uso de diámetros muy finos, ajustando el calibre hasta no comprometer la poca resistencia que exigimos al conjunto, pero intentando no sobre-dimensionarlo: no vamos a tener roces peligrosos con el animal, ni dientes, ni paseos por las profundidades rocosas. Un leader fino será menos visible y, junto con la sutileza del trenzado, dotará al conjunto de una mayor sensibilidad en la acción de pesca.
Para acabar con las características de nuestro carrete, querría hacer una observación sobre la calidad de la maquinaria.
En el eging hay momentos de especial dulzura, de extraordinaria sutileza y finura. Un carrete silencioso, suave y sin holguras hará que degustemos mejor todo el proceso. Muchas veces pescaremos de noche, muy despacio, casi al tacto y al oído. Un freno que ceda con precisión, que suene bien, que acompañe la absorción de la caña; un giro suave y silencioso en la recuperación, mientras bombeamos al calamar; una manivela firme... Todas estas virtudes de la maquinaria nos proporcionarán un placer especial, una elegancia en el tacto y la sensibilidad general del equipo, que lo son casi todo en esta técnica. Pensemos que no estamos buscando pescar más cefalópodos (que también): estamos buscando afinar la técnica para disfrutarlos de otra manera. Casi, como si fueran peces.

En la próxima entrada hablamos un poco de señuelos y empezamos a pescar.



Espero les haya gustado como a mi, en otra entrada la segunda parte y si no quieren esperar ya saben en el blog de Curro  DOS40 esta la segunda parte.



Hasta la próxima.................

miércoles, febrero 13, 2013

Señuelos Bajo Coste (Take de Fhishing Ferrari)

Continuando con la serie de entradas de señuelos de bajo coste les presento uno que a llegado a mis manos hace unos pocos días, es un señuelo Italiano de nombre "Take" de la casa Fhishing Ferrari e importado por LINEAEFE, me gusto la librea y su precio muy bajo, 5 €, bien no??


NOMBRE: Take

ACCIÓN: undido(sinking) hasta 1mts de profundidad

MARCA: Fhishing Ferrari

TAMAÑO: 80 mm

PESO: 11,4 gramos.

PRECIO: 5 Euros

LANCE: Tiene un muy buen lance, mas de lo que me esperaba por su forma un tanto rechoncha, también es cierto que pesa algo mas que otros de similar tamaño.

ANZUELOS: negros niquelados y anillas de apariencia fuertes (ya veremos como resultan su durabilidad frente al agua salada)

SONAJERO: con efecto sonido grave

COLORES:


 Hasta la proxima..........

domingo, febrero 10, 2013

Vuelta al Ebro

En contra de lo que me dictaba mi sentido común esta mañana me levante a las 6 hs. dispuesto a una buena jornada de pesca, ¿porque en contra del sentido común, dirán ustedes?, pues porque por la tarde del sábado el pronostico daba vientos de fuerza 4 a 5 Bft (entre 20 a 38 km/h), se que el río esta desbordado y pintaba muy frío, pero aun así el cuerpo me pedía una salida en condiciones nada de medias horas u horas perdidas a media mañana o media tarde como estos días atrás.
A las 6,30hs estaba saliendo de casa, hago un alto para tomar un café y sobre las 7hs ya estoy pegando cañazos, el río esta mas alto de lo que me esperaba pero el clima era muy agradable unos 6ºC y apenas una suave brisa, muchisima agua bajando con fuerza así que había que calcular bien donde poner el señuelo para no enganchar en la deriva.
Para empezar pongo un artesanal similar a un Tean Esko de Rapala que hice hace tiempo y he repintado recientemente con la librea de Rapala GF(Goldfish)



Como ven el acceso a los pantalanes esta inundado, pero desde la orilla voy buscando los rincones a uno y otro lado por suerte y con conocimiento de la zona sin enganchar.


La vereda que corre al lado del río también esta con un palmo de agua así que voy avanzando por la pendiente de hierba, ya llevo mas de media hora y aún ni una picada.
Quienes conocen el lugar verán en esta foto la magnitud de la crecida calculo que alrededor de 1mts y eso que ha bajado hace 15 días había 2mts.


Sigo avanzando empieza a clarear y el paisaje no cambia, ni la perspectiva de lograr captura, alguno dirá - "y si lo sabias ¿para que fuiste?".
Porque siempre vale la pena madrugar para observar lo hermoso del paisaje cuando empieza a despuntar el sol aún estando nublado.


Con las primeras luces me cambio a paseante, otro artesanal, blanco perlado, es un señuelo que tiene un marcado zigzagueo y se hace notar mucho cuando la superficie del agua a pesar de la fuerte corriente esta muy plana.


Como el panorama no cambia decido cambiar de zona, es curioso,  solo me cruce con un pescador en toda la mañana el cual llevaba mi misma suerte, luego de cambiar unos pareceres emprendo el camino hacia el coche pensando ¿a donde voy?.
Decido quedarme en el río pero iré mas hacia la desembocadura, luego de un corto trayecto unos 10 Km arribo a Sant Jaume de Enveja y me encuentro como es de lógica un panorama similar.

 Este es el estado de uno de los tantos pequeños pantalanes que usan los anguleros.


Algo es de agradecer, tanta agua con tanta fuerza a dejado muy limpia la ribera, aprovecho tal situación y vuelvo a poner el minow buscando sobre todo paralelo a la orilla, después de caminar unos cientos de metros y muchisimos lances me rindo ante la evidencia el pescado no esta, y si esta esta no es la hora de su desayuno.


Me siento en uno de los bancos y observo como se forma esta curiosa nube, son las 10hs y decido pegar la vuelta, ni un ataque, ni una picada, ni siquiera lisas saltando solo algún alburno rompía la superficie en medio de la fuerte corriente que no ha cesado, lo que ha sido de sobra satisfactorio es que he caminado unos 3 km y no he sentido ninguna molestia en mi cadera, esta mañana era para mi toda una prueba  y la he pasado con mucha satisfacción, si hubiese salido algún llobarrito hubiera sido un gran final para el principio de esta nueva etapa.

Hasta la próxima...........

miércoles, febrero 06, 2013

Una Buena, mas Bien Buenisima Noticia

Recuerdan este vídeo de principios de enero




Estrasburgo, Francia (6 de febrero de 2012):

OCEAN2012 aplaude la votación histórica del Parlamento Europeo a favor de la propuesta para reformar la Política Pesquera Común (PPC) de la UE. Durante décadas, la Política Pesquera Común de la UE no ha conseguido evitar la sobrepesca, pero hoy 502 diputados al Parlamento Europeo han dado su apoyo al restablecimiento de las poblaciones de peces hasta el 2020 (137 han votado en contra y 27 abstenciones).
Además de fijar una fecha cercana para acabar con la sobrepesca, también han establecido un objetivo claro para la recuperación de los stocks. A diferencia del Consejo de Pesca, el plenario ha aprobado también una evaluación de la capacidad en línea de los compromisos internacionales europeos y una financiación condicionada al cumplimiento legislativo. Finalmente, también ha aprobado la propuesta para premiar a los pescadores que pescan de una manera más sostenible desde la perspectiva social y ambiental a través de un acceso prioritario a los recursos.
“502 miembros del Parlamento Europeo procedentes de todos los grupos políticos han hecho historia hoy al votar en favor de invertir una trayectoria de décadas de sobrepesca por parte de la UE y establecer objetivos ambiciosos para la recuperación de las poblaciones de peces”, afirmaba Miquel Ortega, Coordinador político de OCEAN2012. “La votación manda el claro mensaje a los ministros de pesca de la UE de que, en las próximas negociaciones con el Parlamento sobre la reforma de la Política Pesquera Común, tendrán que considerar la idea de acabar con la sobrepesca en la UE mucho antes de lo se había planteado inicialmente.
Ahora el Parlamento Europeo, el Consejo de ministros de pesca y la Comisión entrarán en un proceso de negociación denominado “trílogo” o “diálogo tripartito”. La eurodiputada alemana Ulrike Rodust liderará el equipo del Parlamento, mientras que el Consejo será representado por el ministro irlandés de pesca, Simon Coveney. Los ministros se reunirán a finales de febrero para ultimar la posición de negociación del Consejo.
“Este es un buen día para el medio ambiente y los pescadores artesanales que pescan de manera responsable. Una abrumadora mayoría de los diputados al Parlamento Europeo ha votado a favor de acabar con la sobrepesca y restablecer las poblaciones de peces. Ahora esperamos que los ministros de pesca de la UE hagan gala de flexibilidad por el bien de nuestros recursos pesqueros y de las comunidades dependientes de la pesca”, afirmaba Lydia Chaparro, responsable de pesca de Ecologistas en Acción.



  
Eurodiputados agradeciendo en el pleno


Fuente:

Ocean2012

El Mundo

Hasta la proxima...............

La Historia de las Cosas Parte 1de 3

La Historia de las Cosas Parte 2 de 3

La Historia de las Cosas Parte 3 de 3

La Verdadera Historia Sobre el Agua Embotellada

La Verdadera Historia Sobre el Intercambio de Emisiones

La Verdadera Historia sobre los Cosmeticos

Capitalismo, Una historia de amor Parte l

Capitalismo, Una historia de amor. Parte ll